Inicio Negocios Dorel Juvenile Chile buscará consolidarse como un operador omnicanal

Dorel Juvenile Chile buscará consolidarse como un operador omnicanal

La firma dueña de la prestigiosa marca de artículos de bebé, Infanti, deja atrás el tradicional nombre de su matriz SILFA, consolidando su liderazgo en el mercado chileno y latinoamericano.

1562

Tras 10 años de operar en Chile a través de la marca SILFA como matriz, la multinacional canadiense, Dorel Juvenile (líder mundial en productos de bebés e infantes) cambiará el nombre de la filial chilena para pasar a llamarse Dorel Juvenile Chile, una decisión estratégica para la empresa, parte de un plan que viene desarrollando hace dos años para consolidarse como un operador omnicanal.

El vicepresidente de Dorel Juvenile Chile, Juan Pablo Sitnisky, comentó que “el cambio de marca es un paso muy importante debido a que, capitalizaremos la trayectoria de más de 20 años de Silfa junto con la experiencia y conocimiento de Dorel Juvenile para seguir siendo la principal empresa chilena en el mercado de los bebés. Vamos a dar un paso más allá y ocuparemos la plataforma que implica ser y llamarse Dorel Juvenile Chile, tanto para el mercado nacional, como latinoamericano”.

Un beneficio de este cambio es que facilita estar alineados con las empresas y operaciones que tiene el grupo a nivel global que incluye más de 25 países. Sitnisky, explicó que con este paso se está cerrando un largo proceso que inició la empresa hace casi dos años para adaptarse a los nuevos tiempos, exigencias de los clientes y el mercado, con el objetivo de convertirse en un operador omnicanal.

“Profundizar y mejorar la omnicanalidad nos permitirá integrar todos los puntos de contacto con el cliente, uniendo el mundo físico con el online. Estamos acelerando nuestra transformación digital incorporando nuevas herramientas que nos permitan ser coherentes con nuestra propuesta en todos los puntos y formas en que interactuamos con los clientes, ya sea online, físico o las combinación de ambas. De esta manera, buscamos conectar todos nuestros puntos en una estrategia 360°, donde la experiencia del cliente siempre sea satisfactoria”, detalló Juan Pablo Sitnisky.

Dorel Juvenile Chile cuenta con 100 locales en Chile y Perú, una plataforma on line bien desarrollada, además de tener presencia en los más importantes actores del retail a nivel nacional. Con todo esto, la empresa dueña de las marcas Infanti, Maxi Cosi y Quinny, Tiny Love, Safety First, entre otras, es el principal operador en chile en el mercado para bebés y productos para acompañar a los padres y madres en la primera etapa de sus hijos.

E-COMMERCE Y LOGISTICA

Mejorar la eficiencia operacional era clave en el proyecto que se inició en 2019, para complementar la venta presencial con el fortalecimiento de los canales digitales. “Esto permitió a la empresa poder hacer frente a las contingencias sociales de ese año y luego a la pandemia, logrando mantener buenos niveles de venta”, comentó Sitniski.

“Si bien teníamos en carpeta potenciar nuestro canal e-commerce, esta situación lo aceleró aún más, generando un upgrade en el proceso de digitalización, incorporando más funciones y herramientas, incluyendo tecnología e innovación, lo que ha significado un proceso largo, que está en constante evolución y hemos logrado crear un canal de venta on line de gran nivel”, destacó.

Una parte clave en el proyecto era el tema logístico, y que quedó en evidencia con el explosivo crecimiento de la venta on line a raíz de la pandemia. Por esa razón, a fines de 2020 Dorel Juvenile Chile firmó una alianza estratégica con Blue Express, que es una de las mayores empresas de soluciones de distribución logística del país.

Esta alianza comenzó a operar desde marzo de 2021, por lo que Blue Express tomó el área logística de Dorel Juvenile Chile como una unidad de negocios en su totalidad. “Los beneficios de esta alianza son varios. Aumentaremos la eficiencia de toda la cadena de valor, mejorando los tiempos de despacho de nuestros productos y, por lo tanto, nuestro servicio al cliente logrará los estándares que hoy se requiere”, indicó Juan Pablo Sitnisky.

MODELO HÍBRIDO

Junto a todos los cambios implementados, Dorel Juvenile Chile tomó la decisión de adoptar un modelo híbrido de trabajo, en el que las personas podrán ir 2 días a trabajar de forma presencia y los otros tres lo harán desde sus casas. Dentro de esta misma lógica, la empresa está cambiando sus oficinas a un lugar acorde a esta nueva modalidad.

“La decisión de teletrabajo es estructural (más allá del escenario de pandemia), apuntando a mejores estándares de vida de todos los colaboradores, eficiencia operacional y ser una de las primeras empresas del país en acelerar la modernización digital en todos los aspectos”, destacó Sitnisky.