Inicio Cultura John Lennon: la última entrevista

John Lennon: la última entrevista

Lennon compartió muchas cosas en su vida, siendo sin duda uno de los primeros artistas mundiales que no ocultó su sentir personal u opinión política. Antes de su muerte, un 8 de Diciembre de 1980 a manos de Mark David Chaptman; el ex Beatle estuvo 9 horas conversando con un periodista de Rolling Stone Magazine

269

John Lennon compartió muchas cosas en su vida, siendo sin duda uno de los primeros artistas mundiales que no ocultó su sentir personal u opinión política. Antes de su muerte, un 8 de Diciembre de 1980 a manos de Mark David Chaptman; Lennon estuvo 9 horas conversando con el periodista de Rolling Stone Magazine Jonathan Cott fue la última entrevista impresa del cantante y compositor.

A continuación dejamos extractos de dicha entrevista realizada tres días antes de su asesinato.

Era el 5 de diciembre de 1980. Me senté en un sofá al lado de Yoko. Ella comenzó a contarme cómo surgió la idea para Double Fantasy, el nuevo álbum de la pareja: John y su hijo se habían ido de vacaciones a las Bermudas. Mientras estaban de viaje, John llamó a Yoko y le contó que había llevado a Sean a un jardín botánico y que habían visto una flor llamada “doble fantasía”. “Es una especie de fresia”, explicaría John más tarde, “pero para nosotros significa que si dos personas guardan una sola imagen al mismo tiempo, ahí hay algo especial”.

“Estaba en una discoteca en Las Bermudas”, interrumpe John, y Yoko se levanta para traer el café. “En el piso superior tocaban música disco, pero abajo escuché Rock Lobster de The B-52’s por primera vez en mi vida”. Los dos hablaron por teléfono todos los días y se cantaban las melodías que compusieron a lo largo de la jornada.

“He estado escuchando Double Fantasy sin cesar”, le dije a manera de preámbulo para otra pregunta. John me miró con una sonrisa que detuvo el tiempo. “¿Cómo estás?”, me preguntó. “Estas últimas semanas han sido como una gran reunión. Vimos a Ethan Russell, quien filmará unos videos para dos temas nuevos, y Annie Liebovitz también estuvo aquí. Ella tomó la fotografía para mi portada debut en ROLLING STONE. Me ha dado mucho gusto verlos a todos de nuevo. ¿En qué año nos conocimos?”. “A ustedes dos los conocí el 17 de septiembre de 1968”, le respondí, rememorando el primero de muchos encuentros. Tuve suerte, porque en realidad estaba en el lugar indicado y en el momento indicado. John había decidido volverse más “público” para desmitificar la máscara Beatle tras la que se escondía. Junto a Yoko se preparaban para las protestas por la paz que realizarían en una cama en Montreal y Ámsterdam y estaban a punto de lanzar Two Virgins, el primero de sus discos experimentales.

La portada del disco apareció en las páginas de la primera edición de ROLLING STONE. John acababa de descubrir a la entonces muy pobre revista de San Francisco y estuvo de acuerdo en ofrecer una de sus primeras entrevistas “para salir del clóset”. Por esas fechas, me pidieron que visitara a John y a Yoko y que llevara a un fotógrafo (Ethan Russell). Así que, nervioso y emocionado, los conocí en el apartamento que ocuparon temporalmente en Londres.

Mandatory Credit: Photo by GEORGE KONIG/REX/Shutterstock (104803b) JOHN LENNON AND YOKO ONO AT TITTENHURST PARK, THEIR RESIDENCE BETWEEN 11/08/69 AND 30/08/71 IN SUNNINGDALE, NR ASCOT BERKSHIRE John Lennon and Yoko Ono at their home at Tittenhurst Park, Britain – 1970

Las primeras impresiones son casi siempre las más acertadas, y John se mostró gracioso, encantador, exuberante, juguetón y directo. Tenía que irse en media hora para llegar a tiempo a una de las sesiones de grabación del White Album y decidimos dejar la entrevista para el día siguiente, pero John y Yoko nos invitaron a los Estudios Abbey Road para presenciar la sesión de la que se desprenderían Birthday y Glass Onion.

Cada encuentro con John era muy diferente, pero siempre era igual de gracioso e ingenioso como la primera vez. “Creo que los lectores quieren saber lo que llevas puesto, John”, dije. “Déjame ayudarte”, respondió, y comenzó a hablar con un tono irónico. “Lleva unos anteojos puestos. Son normales, de plástico, de armazón azul. No se parecen en nada a las gafas de abuela que Lennon dejó de usar en 1973. Lleva pantalones de pana y las mismas botas vaqueras que mandó a hacer en Nudie’s, un suéter Calvin Klein y una camiseta rota de Mick Jagger que consiguió en una gira que los Stones realizaron en 1970. Alrededor de su cuello lleva un collar con un pequeño corazón de diamante dividido en tres, un regalo que compró para contentarse con Yoko tras una pelea que tuvieron hace muchos años. Ella se lo devolvió un tiempo después en una especie de ritual. ¿Eso te sirve? Sé que debes entregar tu artículo el lunes. ¡Comencemos de una vez!”.

Double Fantasy es tu primera grabación en cinco años, y para citar un verso de la canción The Ballad of John and Yoko: “It’s good to have the both of you back” [Es muy bueno tenerlos de vuelta].

Esa ilusión de que me volví un antisocial es una broma. Hice lo mismo que todos ustedes hacen. Trabajé de nueve a cinco, cambiando pañales y cuidando al bebé. La gente me preguntaba: “¿Por qué te has refugiado? ¿De quién te escondes?”. Pero yo no me escondía. Fui a Singapur, a Sudáfrica, a Hong Kong, a Las Bermudas… He estado en todos lados, he visitado cada rincón del maldito universo e hice cosas muy normales, incluso fui a cine.

Nota: todos los derechos pertenecen a The Rolling Stone Magazine, donde pueden revisar el contenido en su totalidad en el siguiente enlace -> https://www.rollingstone.com/feature/john-lennon-the-last-interview-179443/